viernes, 29 de marzo de 2013

Para Dani


Como al final de un paseo
Por el abismo interrumpido
Como un martillo nos golpea
Sin tiempo a despedirnos


Nos abrazamos a su vacio
Llorando, por mas tiempo
Notando su ausencia y su frio
En la retina, dibujado su eco


No es un rayo personificado
Ni receptor de nuestros deseos
Y una vida hubiésemos dado
Por robar un instante a su mano


La contradicción se acaba
ya esta aquí el fin del misterio
como un tramoyista nos llama
para escribir nuestro epitafio



Dedicada a mi amigo y compañero de trabajo por la pérdida que ha sufrido en estos días.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada